Hoy más que nunca… #guillotina

Artículo 44. Toda la riqueza del país, sea quien fuere su dueño, está subordinada a los intereses de la economía nacional y afecta al sostenimiento de las cargas públicas, con arreglo a la Constitución y a las leyes.

La propiedad de toda clase de bienes podrá ser objeto de expropiación forzosa por causa de utilidad social mediante adecuada indemnización, a menos que disponga otra cosa una ley aprobada por los votos de la mayoría absoluta de las Cortes.

Con los mismos requisitos la propiedad podrá ser socializada.

Los servicios públicos y las explotaciones que afecten al interés común pueden ser nacionalizados en los casos en que la necesidad social así lo exija.

El Estado podrá intervenir por ley la explotación y coordinación de industrias y empresas cuando así lo exigieran la racionalización de la producción y los intereses de la economía nacional.

En ningún caso se impondrá la pena de confiscación de bienes.

Anuncios

4 Respuestas a “Hoy más que nunca… #guillotina

  1. Joder, pues sí que eran rojos los de entonces… 🙂
    http://www.icsi.berkeley.edu/~chema/republica/constitucion.html

    Por otra parte, respecto al tema de la guillotina, me temo que no sería tan sencillo. Cuando los revolucionarios franceses quisieron buscar culpables, lo tuvieron fácil. Sólo había que ir al palacio de versalles y cepillarse a todo el que no fuera un criado.

    Hoy en día ni siquiera sabemos quienes son los que mandan realmente. En las elecciones elegimos entre puras marionetas puestas por otros que siempre siguen ahí, en la sombra, gobierne quien gobierne. Y si hay una revolución, ellos seguirán estando ahí, no te quepa duda.

    Por otra parte, las organizaciones actuales (tanto públicas como privadas) han sido concebidas para que haya una redistribución continua de la responsabilidad. El CEO de la multinacional que explota niños en camboya te dirá que “él no puede hacer nada, porque la junta de accionistas…”. Y la junta de accionistas se debe a los inversores. Y los inversores…

    Bah… ¿Para qué seguir? Al final la culpa la tendremos tú y yo.

    Y, encima, la asumiremos con humildad judeocristiana…

    Me gusta

  2. eleconomistahumilde

    Pues si que ha cambiado el cuento. Ahora es justo lo contrario: todo queda subordinado al interés de los mercados, y todos los servicios públicos son susceptibles de ser privatizados (hasta el servicio de guillotinaje se subcontrataría).

    Me gusta

  3. bueno eso no solo sucede en ese pais.. en el mio pasa lo mismo y lo peor es que no saber ni sacar provecho de las grandes riquezas que tenemos..

    Me gusta

  4. El artículo 6 también molaba muchísimo, ese que decía “España renuncia a la guerra como instrumento de política nacional”. Qué buena constitución y que años más malos para alumbrarla.

    Me gusta

Si dejas un comentario el post mejora muchísimo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s